Tras un 2020 de cancelaciones de bodas a causa de la COVID-19, algunas de las celebraciones como la de Jennifer & Aitor se aplazaron a 2021 y fueron una auténtica fiesta en toda regla. En un principio se contemplaba que acudieran en torno a 100 invitados, y al final se sintetizó la lista a aproximadamente 20 invitados, entre los que se encontraban los familiares más allegados y los amigos más íntimos de los novios. El resultado fue un maravilloso día que empezó en Baltezana (Ontón – Castro Urdiales), pasando por el emblemático Cenador de Amós que en este momento cuenta con 3 estrellas Michelín, y acabando de nuevo el día bajo una parra bailando a la luz de la luna.